Pico de gallo

Al fin, en el equipo de José Antonio Meade Kuribreña se dieron cuenta de que, para tener oportunidad de ganar la presidencia de la República, necesitan la estructura del PRI.

Ahora habrá que ver si les alcanzan estos 55 días que faltan para el 1 de julio, día de definiciones, para convencer a los propios priistas de que es su candidato y que con nadie más que con él van a poder mantener los privilegios de que gozan en todo el país.

Por lo pronto el pasado domingo se reunieron todos los candidatos a cargos de elección popular, así como gobernadores y funcionarios que militan en el PRI, para manifestarle su apoyo a José Antonio Meade y respaldo a su nuevo líder, René Juárez Cisneros.

Habremos de esperar la reacción del Partido del Trabajo, Morena y López Obrador sobre la captura de Alfonso Miranda Gallegos, candidato a presidente municipal de Amacuzac. Fuerzas federales lo detuvieron por presuntos nexos con el Cartel de Los Rojos, que controla la zona de Morelos y sus límites con Guerrero y Estado de México. Miranda Gallegos ya había sido presidente municipal (2009-2012) y diputado local. Cuenta también con otras investigaciones penales en su contra. Miranda es acusado, entre otras cosas, de haber brindado protección a su sobrino Santiago Mazari Hernández, alias “El Carrete”, líder de de “Los Rojos” en Morelos.

Recordemos que también Rigoberto Salgado, ex delegado el Tláhuac y actual candidato de Morena a diputado al primer Congreso de la Ciudad de México, es señalado e investigado por sus nexos con el Cartel de La Mano con Ojos.

Cómo explicará la coalición que encabeza López Obrador la elección de semejantes personajes como su candidatos. ¿Habrá sido una designación directa o salieron en la tómbola?


Ayer se oficializó la salida para la dirigencia del PRI Municipal, con Teokali Hidalgo, quien renunció a media carrera, casi casi como en el ámbito nacional, pero acá nada más se quedaron a medias los priistas en el municipio.
Teokalli prefirió irse de lleno a la campaña del candidato a la Alcaldía, Alejandro Domínguez, como subcoordinadora de campaña. Por supuesto, como en todos estos movimientos, no faltó quien dijera que se decía a voces que estaba operando para la competencia en Morena, o sea Tiscareño, dado que son del mismo grupo de amigos desde hace años y ya sabe, el tema de las lealtades.

Omar Bazán tomó protesta a José Alfredo Aguirre, quien dijo que llega contento y con mucho ánimo dentro de un partido que ahora es complejo. Ojalá porque faltan prácticamente dos semanas para que les den banderazo verdadero y ahí es donde todos serán puestos a prueba.


Publicidad

Redes Sociales

Síguenos en nuestras redes sociales y entérate de todas las noticias relevantes que suceden en tu ciudad.